Síguenos en y

Web2

#DíaDelLibro en Casa 2020. Elisa Estévez López, coordinadora y autora de tres capítulos del libro Una extra-ordinaria singularidad. Itinerarios de espiritualidad laical en Pedro Poveda, nos presenta el contenido de este volumen que recoge los trabajos presentados por las autoras del Seminario sobre Espiritualidad de Encarnación a la luz de los textos povedanos. Los artículos han sido contrastados y enriquecidos con las aportaciones de los participantes en el Seminario. Ha sido editado en Narcea, Madrid, 2019.

Web3Una extra-ordinaria singularidad. Itinerarios de espiritualidad laical en Pedro Poveda

No se trata de un tratado sistemático, sino de un estudio parcial en el que se profundizan solamente algunos textos de Pedro Poveda en los que el autor reflexiona y desarrolla las dimensiones de la espiritualidad povedana elegidas. Es, por tanto, una aproximación a la espiritualidad laical propuesta por Poveda.

El primer capítulo aborda las características de una presencia laical en la sociedad que, como la de los primeros cristianos/as, inserta en las realidades sociales que se distingue por su “santidad de vida”, por su capacidad para dar sabor y sanar. Elisa Estévez

El segundo capítulo aborda la centralidad de la encarnación en la espiritualidad povedana, cuyo significado pleno solo se comprende a la luz de misterio pascual. Poveda exhorta a adentrarse por los derroteros del conocimiento, el amor y el seguimiento de Cristo, cuyo amor solo se comprende plenamente en el Crucificado. Carmen Aparicio

El tercer capítulo se centra en una dimensión esencial y fundante del vivir cristiano: la oración. Las autoras introducen a través de su reflexión en el sentido y los efectos de la oración para Pedro Poveda. Rosario Moreno y Raquel Pérez

El cuarto capítulo se adentra en la importancia que tiene en la espiritualidad povedana el estudio. En la visión de Poveda, el estudio, junto con la oración, es un medio insustituible para realizar el fin último y el programa de la Obra que funda: la evangelización y el diálogo de la fe con la ciencia. Tusta Aguilar y Camino Cañón

El quinto capítulo desarrolla la convicción povedana de que la fe en Dios vivifica y lleva a plenitud todo lo humano, a la vez que solicita de quienes creen, ser testigos, con obras y palabras, del Dios que sostiene, alienta y ofrece liberación y salvación. Elisa Estévez

El sexto y séptimo capítulos abordan algunas virtudes povedanas: los “frutos santos”, que identifican a quienes las viven como discípulas y discípulos de Jesucristo. El capítulo sexto se centra en los hábitos y formas de ser y actuar que Poveda considera esenciales en el terreno de las relaciones entre profesión, vida, fe y vocación. El séptimo desarrolla la importancia de la mansedumbre como un modo de ser, vivir, comprometerse y dar testimonio de la fe, siguiendo el modelo de Cristo. Mª Dolores Martín y Elisa Estévez

Por último, el octavo capítulo profundiza en el amor/caritas que vincula fuertemente a los creyentes en una comunidad y los fortalece para comprometerse con el Reino. Poveda encuentra en la vida trinitaria el fundamento que sostiene y nutre el amor. Arantxa Aguado.