Síguenos en y

avila3 7mayo19Dentro de los actos conmemorativos del centenario de la presencia de la Institución Teresiana en Ávila, el pasado 7 de mayo Marisa Rodríguez Abancéns, periodista, licenciada en Derecho y Doctora en Ciencias de la Información y escritora, presentó las señas de identidad y las propuestas actuales de la IT en una conferencia con el título “Institución Teresiana. Un carisma para nuestro tiempo”. Nos acompañaron con su cariño y amistad antiguas alumnas, colaboradores, familiares, amigos y miembros de la Institución de otras provincias de Castilla y León y de Madrid.

Presentó el acto Mª Jesús Martínez, que dio la bienvenida a todos los asistentes y agradeció la presencia de Camino Cañón, directora del sector de España de la Institución Teresiana, y de Mª Dolores Ruiz-Ayucar, que como presidenta de la Fundación Ávila, en cuyo Auditorio estábamos, y antigua alumna del Colegio de la Institución Teresiana en Ávila, nos acogió y dedicó unas palabras entrañables.

avilamayo2019Mª Jesús hizo un rápido recorrido por la historia de la Institución en Ávila, destacando que aunque su cara más visible fue la Academia, en tiempo de Pedro Poveda, a la que siguió el Colegio Santa Teresa, y más tarde El Centro Cultural y la Residencia de Estudiantes Miravalle, los miembros de la IT han estado presentes en la Inspección de Enseñanza, y como profesoras en diversos Colegios de la ciudad, en Institutos de Ávila y su provincia, en el Campus de la Universidad de Salamanca en Ávila y en más de 60 pueblos de la provincia donde su aportación a la educación y promoción de la mujer rural ha sido notable.

Pasó luego a presentar a la conferenciante, Marisa Rodríguez Abancéns que dio una interesante y amena conferencia para agradecer el pasado, sentir el presente y mirar al futuro. Su desarrollo transcurrió alrededor de cinco puntos:

1.- Señas de identidad de un proyecto.

El proyecto de Poveda se define en un tiempo convulso, apasionante y propicio para construir y destruir la vida. La encarnación es la clave de su misión evangelizadora que se vive de puertas afuera, pasando inadvertidos, pero las obras dan testimonio de lo que somos. Somos lo que hacemos. Se pide coherencia de vida explicó Marisa Rodríguez.

2.- Un estilo educativo que cuenta con la promoción de las mujeres.

“Una educación de calidad para todas las personas y la defensa de los derechos de las mujeres son dos pilares indiscutibles de la Institución Teresiana actual y de todos los tiempos”. La educación que ofrece la IT, dijo la ponente, es una educación que transforma, inclusiva, tolerante, dialogante. Una educación que imprime carácter y que es base para formar personas que estén presentes y puedan contribuir donde se crea cultura. Una educación coincidente con los objetivos que propone la ONU sobre derechos y educación de las mujeres.

Pedro Poveda empezó su fundación con las Academias. Hoy la IT, como obras propias, sostiene, entre otras, la Fundación Castroverde; la propuesta Socio Educativa de América Latina; EDIW (Educación para un mundo interdependiente); las Cátedras Pedro Poveda, en la Universidad Pontificia de Salamanca, y de Josefa Segovia, en el CITeS, Ávila; las revistas Critica, digital, realizada en España; y Nova América, en Brasil...

avila cienanios mayo193.- Un carisma universal: dónde estamos.

Hizo un rápido recorrido por los países de los cuatro continentes donde la IT está presente colaborando con otros y con centros propios. Trabajar con otros es propio del carisma de la Institución.

4.- Una mirada preferente: en las claves de hoy.

En la realidad multicultural y compleja, los miembros de la IT trabajan para acercar la fe a las culturas, apostando por el valor de la persona y dando testimonio de fe.

5.- Una propuesta atrayente: como la sal.

El mundo de hoy necesita sal, decía Marisa, ser sal en un mundo desabrido, ver el mundo con ojos evangélicos. Ser sal en un mundo desabrido es duro e implica a veces vivir del revés, perder derechos, ser lúcidos para saber decir basta y no dejarse pisotear porque todo tiene un límite.

Cerró el acto Camino Cañón con unas palabras de gratitud por lo vivido y de esperanza para el futuro. Y refiriéndose a Santa Teresa recordó que Pedro Poveda en 1912 acudió a los escritos de la Santa para conformar los rasgos que deseaba para sus colaboradoras. Volvemos al pasado como alimento y con visión de futuro. Queremos sembrar esperanza, dijo. Mencionó dos “sujetos” con los que la IT quiere trabajar de modo especial: familia y jóvenes.

Mirar al futuro con esperanza porque en la entraña está Jesucristo como camino de plenitud humana.

avila2 7mayo19

Comisión para el Centenario.
Ávila, 16 de mayo 2019.